La batalla no se ha perdido. Ha sido una derrota en la larga caminata por restituir la Seguridad Social. Con la complicidad de la Democracia Cristiana, salvo las honrosas excepciones de los diputados Raúl Soto y Victor Torres, sumado  al vergonzoso papel del Diputado Pepe Auth, que en una intervención miserable aprobó la propuesta del gobierno sin ningún argumento serio.  Lo dijimos en la propia Cámara ante los diputados, es un triunfo a lo Pirro, porque vamos a pasar la cuenta, habrá que barrer con todos los diputados corruptos que votan a favor de las AFP.

La lucha continua